El Ayuntamiento de Madrid reúne a agentes sociales y administraciones públicas para crear una estrategia común de largo recorrido

Nace la Mesa de Rehabilitación

25/09/2015
  • Objetivos: dinamizar el sector de la rehabilitación para mejorar las condiciones de vida de muchos vecinos, ahorrar emisiones al medio ambiente y generar puestos de trabajo
  • La inversión total prevista por el Ayuntamiento para rehabilitación y mejora energética en 2016 es de 138.175.000 euros. Esta inversión supondrá la creación de 7.728 puestos de trabajo
  • A esta inversión hay que sumar una aportación municipal propuesta de 25.705.425 euros para ayudas públicas que generarán otros 1.904 puestos de trabajo
  • El 70% de los edificios madrileños  anteriores a 1980 - más de un millón de inmuebles-, podrían conseguir ahorros de 70-80% de los consumos energéticos

Galería de imágenes

Nace la Mesa de Rehabilitación

Aunar esfuerzos para ayudar a los ciudadanos a mejorar sus viviendas y su barrio, rebajar las emisiones al medio ambiente y generar puestos de trabajo. Son los principales objetivos de la Mesa de Rehabilitación que se ha constituido en la sede del Área de Desarrollo Urbano Sostenible.  A la Mesa están convocados representantes de los agentes sociales concernidos en el sector de la rehabilitación y del ahorro energético, así como las Administraciones Central y Autonómica.

El objetivo de esta Mesa impulsada por el Ayuntamiento es sumar esfuerzos, debatir la situación actual del patrimonio edificado de la ciudad, y estudiar las posibilidades de actuación sobre el mismo. Se trata de pensar las mejores vías para dinamizar el sector de la rehabilitación, lo que, además de suponer un beneficio inmediato en las condiciones de vida de muchos vecinos, y el ahorro de emisiones al medio ambiente, generará puestos de trabajo y mejorará la economía.

La estrategia municipal consiste en desarrollar actuaciones de rehabilitación que vayan más allá del desarrollo de áreas concretas de regeneración urbana. Lo que se pretende es crear un modelo de intervención que haga viable económicamente las intervenciones, que alcancen al conjunto de la ciudad y que contribuyan también a eliminar los obstáculos que dificultan y ralentizan los procesos de rehabilitación. Obstáculos como barreras económicas (fiscalidad, modelo de inversión público-privada, financiación  privada); barreras sociales (falta de demanda, falta de instrumentos para áreas vulnerables); barreras administrativas relacionadas con la  coordinación, ventanillas únicas, normativa; y barreras del modelo empresarial relacionadas con las empresas constructoras, servicios energéticos, administradores fincas y entidades financieras.

Inversiones

La iniciativa nace con la intención de que tenga un largo recorrido. El objetivo a cuatro años es desarrollar una nueva estrategia municipal de rehabilitación y renovación urbana con el horizonte temporal del año 2020, y contribuir a sentar las bases de estrategias que se prolonguen en el tiempo (horizonte 2050).

La inversión prevista por el Ayuntamiento para 2016 es de 138.175.000 euros, a los cuales hay que sumar 25.705.425 para ayudas públicas. De la inversión prevista, la estimada para rehabilitación y accesibilidad es de 78.175.000 euros, lo que permitiría mejorar 3.257 viviendas con una inversión media por vivienda de 24.000 euros. Para el apartado de conservación y mejora energética se destinan 60 millones de euros, lo que permitirá realizar 12.766 actuaciones con una inversión media por vivienda de 4.700 euros.

Puestos de trabajo

La inversión prevista de 138.175.000 euros (tanto en rehabilitación y accesibilidad, y conservación y mejora energética) supone la creación de 7.728 puestos de trabajo, dado que se calcula que por cada millón de inversión se generan 56 puestos de trabajo directos e indirectos.

Se prevé además que la aportación municipal propuesta de 25.705.425 euros para ayudas públicas generen otros 1.904 puestos de trabajo puesto que por cada 13.500 euros de ayuda pública se genera un puesto de trabajo.

Parque edificado

La ciudad de Madrid cuenta aproximadamente con 1,5 millones de viviendas, de las cuales un 70% (más de un millón de inmuebles) son anteriores a 1980, fecha a partir de la cual se comienzan a aplicar las normas técnicas de aislamiento de edificios. En estos casos, con la rehabilitación se pueden conseguir ahorros de 70-80% de los consumos energéticos.

En el caso particular de los barrios con problemas de vulnerabilidad urbana, la solución pasa por una mayor tutela del proceso desde la administración y por una integración de las soluciones físicas de rehabilitación junto al abordaje de los problemas sociales y económicos.

En cuanto al sector no residencial (edificios públicos, hoteles, edificios comerciales y de oficinas), representa el 35% del consumo de energía de edificación de la ciudad. Se trata de grandes consumidores de energía con una gestión energética centralizada que requieren estrategias propias.

Agentes y administraciones convocadas

A la Mesa de Rehabilitación han sido convocados los colegios profesionales de arquitectos, aparejadores, ingenieros industriales y de caminos, administradores de fincas, fundaciones (La Casa que Ahorra, WWF, CONAMA Plataforma Passivhaus), el sector industrial ASPRIMA y CEIM, asociaciones vecinales y la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM). También han sido invitados el Ministerio de Fomento e IDAE, y la Comunidad de Madrid, con quién se quiere trabajar estrechamente en la aplicación del Plan de Vivienda./

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar