El concejal de Coordinación Territorial y Asociaciones, Nacho Murgui, participó ayer en el encuentro internacional “Milan Urban Food Policy Pact”

Políticas locales, claves para conseguir sistemas alimentarios sostenibles y justos

16/10/2015
  • El pacto político "Milan Urban Food" ha sido firmado por más de 100 ciudades de todo el mundo
  • Proteger  la agricultura de proximidad y ecológica, apoyar los mercados de venta directa de productores o promover la agricultura urbana mediante huertos educativos o comunitarios, son políticas locales que las ciudades deben poner en marcha
  • Según Murgui, "son pequeños pasos pero que pueden reactivar economías sostenibles y además generar empleos perdurables
  • El delegado de Coordinación Territorial y Asociaciones aseguró que "el enfoque de los sistemas alimentarios locales nos permiten esa aproximación integral que reconcilia los intereses de las personas y los del medio ambiente"

Galería de imágenes

"El Ayuntamiento de Madrid es consciente de que nuestro compromiso con una alimentación saludable, sostenible y socialmente justa debe ser universal. Un compromiso que contemple a todos los eslabones de la cadena, desde quienes producen los alimentos hasta los grupos sociales más desfavorecidos que han sido excluidos como consumidores por el mercado". El concejal del Área de Coordinación Territorial y Asociaciones, Nacho Murgui, hacía estas declaraciones ayer en su intervención en el foro "Milan Urban Food Policy Pact", que se celebró ayer en la ciudad italiana.

Este pacto político, que ha sido firmado por más de 100 ciudades de todo el mundo, será uno de los legados más importantes de la Expo Universal Milán 2015 que se celebra en la ciudad italiana desde el pasado 31 de mayo y hasta el próximo 31 de octubre. Uno de los principales objetivos de esta edición de la Expo, es conseguir un protocolo internacional para la construcción y  desarrollo de sistemas alimentarios basados en principios de sostenibilidad y justicia social.

Murgui señaló que "el 80% de los impactos ambientales se generan en entornos urbanos que solamente suponen el 15% del territorio. Es urgente reorientar el funcionamiento de las ciudades haciéndolas socialmente más equitativas y ecológicamente más sostenibles, y conciliar las prácticas de los movimientos sociales emergentes y las políticas públicas innovadoras a nivel local". 

"La alimentación es el puente donde la ciudad se reencuentra con el campo. -explicó Murgui- Intervenir sobre la forma en que se alimentan las ciudades es una de las principales herramientas que tenemos para provocar simultáneamente los urgentes cambios que necesitamos en la cultura, la economía o la ordenación territorial. Y el enfoque de los sistemas alimentarios locales nos permiten esa aproximación integral que reconcilia los intereses de las personas y los del medio ambiente."

Políticas locales

El delegado de coordinación territorial ha defendido además que las ciudades deben pasar a la acción dentro de sus competencias: proteger  la agricultura de proximidad y ecológica,  poner a su disposición infraestructuras logísticas municipales, apoyar los mercados de venta directa de productores en las plazas, promover la agricultura urbana mediante huertos educativos, comunitarios o de autoconsumo, o implicar a la restauración colectiva, entre otros. "Son pequeños pasos que pueden reactivar economías sostenibles y además generar empleos perdurables", aseguró Nacho Murgui. "Pero construir estos sistemas alimentarios es una tarea de tal magnitud  -matizó-  que las  administraciones locales no la podemos llevar a cabo solas, por lo que es necesario contar con la complicidad de la sociedad civil y su implicación activa en la puesta en marcha de estas iniciativas."/

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar