www.madrid.es

Museo de Historia de Madrid

Está en:

Breve historia

Museo de Historia

Museo de Historia

Creado como Museo Municipal en 1929 y rebautizado como Museo de Historia de Madrid en 2007, el museo documentaba la vida de la capital desde sus orígenes hasta la época de la Restauración.

  

  • Estaba alojado en la parte salvada de los derribos y restaurada del Hospicio de San Fernando, obra del siglo XVIII de Pedro de Ribera y se presentaba al público como un museo de historia de la ciudad. Las colecciones estaban formadas por un conjunto heterogéneo de objetos pertenecientes al Ayuntamiento, algunos depósitos de otras instituciones: Biblioteca Nacional, Museo del Prado, Academia de Bellas Artes, Museo Arqueológico más generosas donaciones particulares de amantes del arte y de la capital.
  • Pinturas, dibujos, estampas, fotografías, postales, porcelanas, abanicos, planos, monedas, medallas, un sinfín de piezas rememoraban el pasado Madrid y sus gentes en un momento en que la ciudad estaba cambiando para convertirse, por fin, en una metrópoli moderna, a la altura de otras capitales europeas.
  • El antecedente inmediato en la fundación del museo había sido la Exposición del Antiguo Madrid, celebrada en el mismo edificio del Hospicio en 1926 y propiciada por la Sociedad de Amigos del Arte, en la que se adivinaba ya la génesis de una institución con vocación de permanencia. A la consideración del pasado de la urbe como algo digno de salvaguardia se unía una suerte de añoranza por el mismo.
  • Desde su inicio el museo vio interrumpida su actividad en numerosas ocasiones, empezando por el periodo de la guerra civil, en que, preservada la portada barroca del edificio por una fábrica de ladrillo como otros monumentos de la ciudad, sirvieron sus sótanos para resguardar no solo sus ya numerosos objetos sino además bienes procedentes de iglesias, conventos, palacios y casas, salvando de la destrucción una gran parte del patrimonio madrileño.
  • En 1955 el museo cerró al público para reformar un edificio lleno de carencias y no volvió a abrir hasta 1978 para presentar otra gran exposición antológica de historia madrileña: Madrid hasta 1875: testimonios de su historia que iniciaría una nueva fase vital del museo, coincidente con la efervescencia cultural de la capital en estos años.
  • En 1992, y tras una nueva memorable exposición, Madrid pintado, se inició una nueva fase museográfica.
  • En 2000 y 2001 se crearon los museos de San Isidro y de Arte Contemporáneo que acogieron parte de las colecciones del Museo de Historia de Madrid, las de arqueología e historia medieval el primero y las de arte contemporáneo el segundo. Se fijaron a partir de entonces unos nuevos límites cronológicos para el Museo de Historia de Madrid en los que el relato de la ciudad arrancaba del establecimiento de la capitalidad en 1561 y se ceraba en los primeros años del siglo XX.
  • También en 2000 se planteó la remodelación total de un edificio ya obsoleto y las obras iniciadas en 2002 se prolongaron ocho años más. Si bien en este periodo el museo mostró un resumen de sus colecciones en el espacio de la capilla barroca bajo el título de Madriziudad ¿hemos cambiado en cuatro siglos?, se impuso el cierre definitivo en 2008. La apertura parcial del museo ha sido posible con algunas exposiciones desde 2011.
  • En 2014 el Museo de Historia de Madrid renace con un montaje ya moderno, una puesta al día de sus colecciones y un programa de actividades y servicios a la altura de las expectativas de un público amplio ávido de conocer y valorar el patrimonio cultural de su ciudad.

Ayuntamiento de Madrid, 2011. Todos los derechos reservados