En funcionamiento desde hace dos meses, cuenta con un decálogo de medidas

Plan de choque contra el abandono de residuos en Usera: más vigilancia en los “puntos negros” y mayor número de contenedores para los vecinos

13/05/2024
  • Se han intensificado las inspecciones en comercios y el entorno de los contenedores, así como la vigilancia de cubos domiciliarios fuera del horario permitido.
  • Además, se han realizado más de 100 actas de inspección por incumplimiento de la ordenanza
  • En los puntos más conflictivos se ha procedido a la recolocación de papeleras y se está realizando un estudio en torno a la posibilidad de ampliar el número de contenedores
  • El número de quejas y reclamaciones registradas en los últimos cuatro meses apunta a una tendencia positiva: se han recibido 68 entre enero y abril en materia de limpieza y recogida de residuos frente a las 188 contabilizadas durante los cuatro meses anteriores
  • Usera es, junto con Centro, el distrito con mayor dispositivo de limpieza viaria de la ciudad

Galería de imágenes

El plan extraordinario de limpieza puesto en marcha hace dos meses en Usera, que incluyó la creación de una mesa de trabajo técnico-vecinal y la activación de una decena de medidas, ha permitido la reducción del número de quejas en esta materia y una mejora en la situación general de limpieza del distrito, especialmente en los puntos en los que se había identificado un mayor número de incidencias. 

La primera mesa de trabajo técnico-vecinal, integrada por miembros del Área delegada de Limpieza y Zonas Verdes, la Junta Municipal de Usera, las asociaciones de vecinos y AMPAS, se puso en marcha el pasado mes de marzo ante la necesidad de mejorar la limpieza en este distrito, tras constatarse que tiene uno de los índices más altos de incidencias por la presencia de residuos situados fuera de los contenedores, cubos en la calle fuera del horario establecido y abandono de muebles en la vía pública. Asimismo, para la puesta en marcha de las medidas incluidas en el plan, se hizo un estudio en más de un centenar de zonas calificadas por los vecinos como “puntos negros”. Así, durante este mes y medio se han escogido las ocho zonas más conflictivas, en las que se está desarrollando una actuación piloto que, en caso de dar resultados favorables, se extendería a la totalidad de las zonas señaladas. 

En la segunda reunión de la mesa técnico-vecinal, celebrada el 7 de mayo y presidida por el concejal delegado de Limpieza y Zonas Verdes, José Antonio Martínez Páramo, y la concejala del distrito de Usera, Sonia Cea, todas las partes que integran el grupo de trabajo compartieron el diagnóstico en torno a la mejora detectada en las calles como consecuencia del plan activado en este tiempo, convocando una nueva reunión de la mesa para dentro de tres meses.   

El número de reclamaciones registradas en los últimos cuatro meses apunta a una tendencia positiva, aunque la tendencia es que este menor volumen de incidencias se consolide en los próximos meses. Así, entre enero y abril, se han recibido 68 quejas y reclamaciones en Usera vinculadas con la limpieza viaria y la recogida de residuos. En los cuatro meses anteriores, de septiembre a diciembre de 2023, se recibieron 188 quejas y reclamaciones sobre estas mismas materias en este distrito. 

Recogida de residuos y limpieza

En materia de recogida de residuos, se han realizado más de 100 actas de inspección por incumplimiento de la ordenanza, y se han reforzado las inspecciones de residuos abandonados junto a los contenedores, con la finalidad de levantar expedientes sancionadores por incumplimiento de la ordenanza y comprobar si hay evolución favorable por efecto disuasorio. El refuerzo previsto entre el 15 de abril y el 15 junio es de entre el 50 y el 60 % de las inspecciones. 

También se han realizado inspecciones en establecimientos de hostelería y en comercios por parte de inspectores municipales acompañados por agentes de la Policía Municipal, en las que se ha explicado a los comerciantes la forma de presentar los residuos y se les ha orientado en torno a cómo solicitar recipientes. 

Se han instalado contenedores de vidrio para facilitar su uso por parte de establecimientos de hostelería, que coincide con los puntos con más vidrio embolsado en la vía pública. Además, en estas semanas se ha inspeccionado la presencia de cubos domiciliarios en la vía pública fuera del horario de recogida. Si estaban identificados se ha avisado a la comunidad de propietarios, y en el caso de los cubos no identificados, se ha ordenado su retirada. 

Cambios en el sistema de contenerización en puntos conflictivos

En algunos puntos conflictivos se está estudiando la introducción de cambios en el sistema de contenerización: en el tramo de la calle Amparo Usera entre las calles Mirasierra y Nicolás Usera se está valorando cambiar los cubos domiciliarios por contenedores de carga lateral. Finalmente, se ha elaborado una propuesta para la retirada de muebles abandonados con recogida semanal para intentar paliar este problema. 

En lo que concierne a la frecuencia de recogida de los residuos de los contenedores, los nuevos contratos ya aportaron una mejora significativa. Antes, por cada ubicación se pasaba 11 veces a la semana: siete para recoger la fracción resto y cuatro para recoger la fracción plástico-metal-brick. Ahora, los servicios de recogida pasan por cada ubicación 20 veces a la semana: siete para la fracción orgánica, siete para la fracción plástico-metal-brick y seis para recoger la fracción resto. Lo que implica que, prácticamente, se ha duplicado el servicio. 

Los trabajos también se han intensificado en la limpieza. En primer lugar, se ha realizado un seguimiento de los servicios, fundamentalmente baldeos, que no era visualizados por los vecinos, pero que, tras la comprobación de su correcto cumplimiento, se ha constado que sí se están realizando. En Colonia Zofío, se ha llevado a cabo la revisión y recolocación de papeleras. En coordinación con los servicios de recogida, se está realizando el seguimiento de puntos negros en el distrito con el objetivo de valorar la ampliación en el número de contenedores. 

Los servicios de limpieza ya se habían duplicado

Los servicios de limpieza ya se habían duplicado, ya que actualmente Usera es, junto con Centro, el distrito que más proporción de calles con nivel de servicio 1 tiene de la ciudad. Este nivel es muy intensivo, puesto que incluye barrido manual cinco veces a la semana (tres veces de lunes a viernes, una el sábado y una el domingo), un barrido de mantenimiento diario (de lunes a domingo por la tarde) y un baldeo mixto cinco veces a la semana: tres veces de lunes a viernes, una el sábado y una el domingo). Además, el servicio de barrido manual y el baldeo mixto se planifican para que se realice diariamente al menos uno de los dos servicios. En el caso de Usera, todas las calles conflictivas lo tienen, circunstancia que se puede comprobar en el Geoportal del Ayuntamiento de Madrid.

Cabe destacar que de los compromisos adquiridos en la primera reunión de la mesa quedan dos por concretarse en el marco del plan piloto activado: la impresión de un folleto en varios idiomas sobre la normativa de limpieza y recogida, con el fin de buzonear en las zonas conflictivas, a comerciantes y vecinos. Dicho folleto, ya en fase de borrador, fue consensuado con las asociaciones de vecinos y, en estas próximas semanas, la Junta de Distrito procederá a su impresión para el posterior reparto; y, en segundo término, la instalación de una señalización vertical en los puntos negros de contenedores con más residuos ubicados fueras de los mismos en la que se detalle las sanciones que este tipo de conductas incívicas llevan aparejadas. 

Desde el distrito se ha llevado a cabo una campaña informativa “a pie de cubo”, que ha consistido en acompañar e informar a los vecinos en el momento de depositar sus residuos domésticos en los contenedores y comunicarles la obligatoriedad del cumplimiento de las normas de la Ordenanza Municipal de Limpieza y Residuos. En una primera fase, se ha desarrollado en un periodo de 17 días, comprendido entre los días 10 y 26 de abril, en jornada de mañana. Además, se ha recogido información sobre la situación de limpieza a la llegada a cada punto y se ha intensificado la comunicación con los vecinos para aumentar su nivel de concienciación en torno a la importancia de separar las diferentes fracciones de la basura. /

Subir Bajar