Lola Navarro, tras la reunión entre miembros de las áreas municipales y el Consejo Sectorial de Mayores, así lo asegura

Madrid avanza hacia una ciudad amigable con los mayores

08/07/2014
  • El Pleno del Ayuntamiento aprobó por unanimidad, en marzo del año pasado, solicitar la adhesión de la capital a la Red Mundial de Ciudades Amigables con las Personas Mayores, promovida por la Organización Mundial de la Salud (OMS)
  •  Familia, Servicios Sociales y Participación Ciudadana lidera este proyecto en el que participan todas las áreas de Gobierno de la ciudad de Madrid y el Consejo Sectorial de Mayores de la capital
  •  El concepto de "ciudad amigable" con los mayores se basa en un entorno urbano integrador y accesible que fomente el envejecimiento activo, explicó la delegada
  •  Este es un proyecto de participación ciudadana y el diagnóstico se basa en la opinión de la ciudadanía en general y de los mayores en particular, a través de entrevistas y grupos de debate

Galería de imágenes

Imágenes de la reunión entre miembros de las áreas municipales y el Consejo Sectorial de Mayores

"Estamos evaluando cómo está Madrid situada en ese parámetro de ciudad amigable para los mayores, con las políticas, los servicios, los entornos y si facilitamos el envejecimiento activo de las personas" ha manifestado la delegada de Familia, Servicios Sociales y Participación Ciudadana, Lola Navarro, tras la reunión que se ha celebrado hoy entre las áreas municipales y el Consejo Sectorial de Mayores para que la capital siga avanzando como ciudad amigable.

El Pleno del Ayuntamiento aprobó por unanimidad, en marzo del año pasado, solicitar la adhesión de la capital a la Red Mundial de Ciudades Amigables con las Personas Mayores que promueve la Organización Mundial de la Salud (OMS), proyecto que en la ciudad de Madrid impulsa el Área de Gobierno que preside Lola Navarro.

Navarro explicó que el concepto de "ciudad amigable" con los mayores se basa en un entorno urbano integrador y accesible que fomente el envejecimiento activo. "La OMS -dijo- considera que el envejecimiento activo es un proceso que dura toda la vida, por eso los entornos deben facilitar la mejora de la calidad de vida de las personas mayores".

Estudio de situación

La delegada del Área confirmó que el Ayuntamiento está realizando un estudio de la situación de la ciudad de Madrid en el que se contemplan los siguientes aspectos, "la ubicación, el tamaño y la topografía del municipio; las características sociales y económicas de la población; el número de personas mayores y dependientes; la distribución de los recursos públicos y privados, y el análisis del mundo asociativo que trabaja con los mayores".

La OMS emitió una lista de control como herramienta para la autoevaluación de una ciudad basada en la calidad y accesibilidad de los espacios al aire libre y edificios, el transporte, la vivienda, la participación social, respeto e inclusión social, participación cívica y empleo, comunicación e información, y servicios comunitarios y de salud.

Participación ciudadana

Para la OMS, las personas mayores tienen que ser partícipes y colaborar en los equipos de trabajo. Este es un proyecto de participación ciudadana y el diagnóstico se basa en la opinión de la ciudadanía en general y de los mayores en particular, a través de entrevistas y grupos de debate.

En este sentido, el Ayuntamiento ha apostado siempre por la participación y el protagonismo de los mayores en la toma de decisiones que les afectan directamente. En el grupo de trabajo de "ciudades amigables" hay dos representantes del Consejo Sectorial de Mayores que a su vez recogen las propuestas de sus compañeros.

En el estudio y evaluación sobre el diagnóstico de la ciudad está trabajando un grupo motor formado por 25 miembros que representan a todas las áreas municipales y al consejo de personas mayores.

Datos estadísticos

Madrid supera los 3,2 millones de habitantes, siendo los mayores de 65 años casi el 20% de la población y con una previsión de aumento del envejecimiento. De los más de 630.000 mayores, las personas con más de 80 años superan la cifra de 200.000.  

Casi el 50% de los mayores madrileños son socios de los 89 centros municipales de mayores y tienen la tarjeta madridmayor.es.  

En atención social más de 140.000 hogares disponen de Teleasistencia, 50.000 personas reciben ayuda a domicilio y los 101 centros de día municipales tiene 4.463 plazas para atender a los mayores más vulnerables./

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar