¿Han anidado las palomas en mi edificio?

Lo primero que hay que descartar es la posibilidad de que en el edificio se hayan producido nidaciones. Se trata de la situación que produce más daños molestias potenciales y el factor de mayor riesgo relativo respecto a eventual perjuicio para la salud (transmisión de enfermedades, parásitos,etc.). Por tanto, hay que evitarlos a toda costa.

Usted debe revisar cuidadosamente:

  • Presencia de indicios de actividad de palomas en troneras y otras oquedades no protegidas que den acceso a cámaras de aire.
  • Posible existencia de nidos en terrazas, maceteros exteriores, etc.
  • Nidos en ventanucos medianeros.
  • Nidos en cornisas protegidas.
  • Nidos en retranqueos de fachadas, etc.

Si éste fuera el caso, usted como propietario de la edificación y responsable de su conservación, debe contactar con una empresa autorizada en operaciones de protección frente a plagas aviares, persianas, tuberías metálicas, etc.). En ocasiones, las avispas forman nidos visibles (esféricos) en árboles.

Recuerda que las palomas no son animales en peligro de extinción y, por tanto y a diferencia de otras aves urbanas, no está prohibido ni es perjudicial impedir su nidación (las palomas buscan otros sitio adecuado). No obstante, recuerde asimismo que no está permitido dar muerte o lastimar a ningún tipo de animal.
 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar