Estrategia barrios saludables

La salud en la vida cotidiana, haciendo barrios más habitables 

Los Centros Municipales de Salud Comunitaria (CMSc) son los centros del distrito especializados en la promoción de la salud y en la prevención de la enfermedad. Atienden gratuitamente a todas las personas que viven, estudian o trabajan en el distrito, dando prioridad a las zonas y grupos sociales con mayores necesidades de salud.

El Ayuntamiento de Madrid pone al servicio de los/las madrileños/as una red de diecisiete CMSc y una serie de centros especializados u unidades de apoyo diagnóstico, repartidos por la ciudad, dotados de una plantilla multidisciplinar 

  1. La Perspectiva de salud comunitaria supone:

    • Considerar el barrio como ámbito privilegiado de análisis e intervención para mejorar la salud y la equidad en salud.
    • Intervenir sobre la vida cotidiana y sus malestares
    • Poner el acento no solo en los riesgos para la salud, sino en los activos en salud, es decir, en los factores que producen salud en un territorio (enfoque de Salutogénesis)
    • La participación ciudadana y empoderamiento comunitario
    • La perspectiva de género y el fomento de la corresponsabilidad en los cuidados
    • Guiarse desde la ética de los Cuidados y el respeto a la Autonomía y Diversidad de las personas.
  2. La salud en todas las políticas municipales. Es decir, la idea de que el mayor impacto en salud que pueden producir los ayuntamientos no se produce por decisiones que se tomen en el área de salud, sino por decisiones y políticas públicas no sanitarias. Por ello debemos:
    • Influir sobre las mismas para impulsar cambios en la ciudad y sus barrios que faciliten la adopción de formas de vida más saludables y minimicen los riesgos para la salud.
    • Buscar alianzas y espacios intersectoriales, principalmente con servicios sociales, educativos, medioambientales, urbanismo, seguridad, deportes y cultura.
    • Promocionar la evaluación de impacto en salud y en equidad en salud de las políticas públicas.
  3. Equidad en salud. Los principales problemas de salud están determinados socialmente siguiendo unos ejes de desigualdad (clase social, género, etnia, situación migratoria, laboral, etc), lo que explica las diferencias de salud y esperanza de vida por gradiente social y por barrios. Debemos identificar y abordar estos determinantes sociales de la buena y mala salud en nuestras intervenciones y contribuir a reducir la brecha en equidad en salud. Para ello, seguiremos una estrategia de “universalismo proporcional”, dando servicio a toda la población, pero con una cobertura más intensiva a los barrios y grupos sociales más vulnerables.

Quizá también te interese ...

¿Te ha sido útil esta página?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar