Formación del voluntariado

Tras el proceso de admisión, los aspirantes a Voluntarios de Protección Civil deben pasar por una formación de carácter obligatorio y un período de prácticas. Esta formación, llamada de nuevo ingreso (Formación Básica para Aspirantes a Voluntarios de Protección Civil), tiene como objetivo que los alumnos adquieran los conocimientos, destrezas y habilidades necesarias para colaborar en tareas de prevención y protección para personas y bienes y en la intervención operativa en las situaciones de emergencias que las circunstancias requieran.

Durante el año hay tres promociones con 4 grupos de aproximadamente 25 alumnos. Estas promociones tienen sus fechas de inicio previstas en Enero, Marzo y Septiembre. Cada promoción consta de un total de 131 horas lectivas teórico-prácticas más 50 horas prácticas. Las horas teóricas presenciales se realizan en fines de semana y las prácticas (tutorizadas) de lunes a domingo en los servicios de protección civil. La duración es de aproximadamente tres meses.

Finalizado este periodo de formación y evaluado como APTO, el aspirante a voluntario tendrá que superar un periodo de seis meses de prácticas tuteladas para cambiar su condición a Voluntario de Protección civil.

La formación de los voluntarios no termina con esta formación de nuevo ingreso ya que todos nuestros integrantes tienen que estar preparados con entrenamiento y conocimientos suficientes para dar una respuesta de calidad, tanto en el día a día, como en los eventos de riesgo previsibles y las catástrofes. Por este motivo los Voluntarios de Protección Civil tienen un potente Plan de formación de actualización, reciclaje y especialización para el mantenimiento de esas capacidades de respuesta ante las emergencias.

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos personalizados. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta su uso, pulse aquí para más información.

Cerrar
Subir Bajar